Parque Vondelpark en Ámsterdam

Ámsterdam es una ciudad tan estimulante que, en ocasiones, refugiarse en una zona verde bajo los árboles puede convertirse en la mejor opción. Pero si lo hacéis, que sea en el Parque Volderpark en Ámsterdam, un enorme vergel urbano considerado como el parque no solo más importante de la capital holandesa, sino de todos los Países Bajos. Coge tu bicicleta, tu mejor cesta de picnic y perdámonos por este paraíso verde designado Monumento Nacional del país.

Breve historia del Parque Vondelpark en Ámsterdam

A mediados del siglo XIX, concretamente en 1864, Ámsterdam se encontraba inmersa en una reforma general de la ciudad. Nuevos puentes sobre los canales, mayor despliegue cultural y sí, también la creación de un gran parque urbano. Fue así como un comité se reunió para comisionar a un arquitecto que erigiese el proyecto en una zona en los límites de la ciudad poco transitada por aquel entonces. El resultado fue el llamada Nieuwe Park, nombre que sería cambiado posteriormente a Vondelpark en honor al escritor del siglo XVII Joost van den Vondel.

La primera versión del parque era de apenas ocho hectáreas, medidas que cambiaron en 1877 cuando el gran pulmón de Ámsterdam alcanzó las cuarenta y siete hectáreas de extensión. Un espacio que, poco a poco, fue llamando la atención de los locales a medida que la zona iba creciendo y volviéndose más urbana.

Para 1953, el Vondelpark fue vendido a la ciudad de Ámsterdam mientras que en los años 60 el parque comenzó a llenarse de hippies que venían aquí a fumar marihuana o a tocar la guitarra en las puestas de sol. Un lugar icónico cuyo despliegue de actividades y zonas ajardinadas le valió el nombramiento de Monumento Nacional en 1996.

Para 1999, algunos aspectos del parque estaban en mal estado, como algunos rosales o los bancos para sentarse. Fue entonces cuando se estableció una reforma que duró poco más de una década hasta dar como resultado un lugar que es visitado por diez millones de personas al año.

¿Quieres saber todo lo que puedes hacer en el Parque Vondelpark en Ámsterdam?

Parque Vondelpark en Amsterdam : qué hacer

El Vondelpark se sitúa al oeste de Leidseplein y Museumplein, por lo que se convierte en un lugar imprescindible con el que complementar vuestra visita a algunos de los museos más importantes de Ámsterdam. El parque es un enorme espacio donde se puede desde montar en bicicleta hasta tumbarse junto a sus flores y disfrutar de unas copas de vino entre amigos. No obstante, existe mucho por hacer en Vondelpark:

  • Si te acercas al sur de Vondelpark, concretamente a la zona conocida como Vondeltuin, podrás alquilar patines o bicicletas y adentrarte en el parque. Si, por otra parte, llevas tu propia bicicleta desde cualquier otro lugar de la ciudad, también puedes acceder con la misma.
  • Si visitas Vondelpark en verano, seguramente te encuentren con algún que otro evento. Y es que si avanzáis por el parque, os encontraréis con su genial teatro al aire libre donde, especialmente de junio a septiembre, se celebran diferentes espectáculos que van desde cabarets hasta monólogos, pasando por conciertos de música clásica o teatros para los más pequeños. La entrada para estos eventos es gratuita, por lo que ya tienes un buen plan para esa noche de verano en Ámsterdam.
  • El interior del parque también incluye el Film Museum, donde se reproducen películas frente al café Vértigo, inspirado en la cinta de Hitchcock e ideal para tomar unos snacks mientras te dejas sorprender por la magia del cine.
  • En Vondelpark existen hasta cuatro cafeterías diferentes donde poder tomar un refresco o un café disfrutando de las geniales vistas o la puesta de sol.
  • En uno de los rincones del parque, descubriréis el famoso Iguanapark, el cual contiene hasta 25 iguanas diferentes.
  • Podéis pasear por algunos de sus muchos estanques mientras disfrutáis del ambiente y la tranquilidad del entorno.
  • ¿Aficionado a Instagram? En Vondelpark podrás tomar algunas de las mejores instantáneas de la ciudad, especialmente en los meses de primavera, cuando las flores dejan brillar todos sus colores en las colinas del parque.
  • Si, por otra parte, te encuentras en Ámsterdam un viernes por la noche y te has decidido a ponerte los patines, podrás participar en la famosa Friday Night Skate, una marcha que se realiza en patines desde el centro de la ciudad hasta el Vondelpark.
  • La ciudad de Ámsterdam ha puesto a disposición del visitante la opción de poder comprar una porción del parque, ya sea un árbol, un puente o un rosal por 10 euros. Como resultado, te llevarás un certificado y estarás invirtiendo en los fondos a utilizar para las remodelaciones de este espacio público.
  • Celebrar un picnic en Ámsterdam siempre es buena idea Ya sea con tu pareja o entre amigos, comprar un par de botellas de vino, un buen queso y snacks para un picoteo en mitad del parque se convierte en otra recomendable opción.
  • Si prefieres realizar una barbacoa, en el parque también está permitido hacerlo, habilitándose las instalaciones necesarias para pasar un gran día entre brasas y amigos.

Por otra parte, el parque también prohíbe ciertas actividades que van desde la venta ambulante hasta depositar basura y no recogerla o tomar el sol desnudo.

A la hora de acceder, lo mejor será tomar una de las líneas 1, 3, 7, 10, 12 o 14. Si tomas la 2 o la 5 con parada en la mítica Leidseplein te llevará tan solo diez minutos andando llegar hasta el parque.

Ámsterdam es una ciudad bulliciosa que sabe cómo compensar a sus visitantes. De ahí que los coffee shops no sean los únicos espacios para relajarse, existiendo un sinfín de espacios verdes de los cuales, el Vondelpark es el más mágico de todos. Un lugar que, especialmente en los meses de verano, se convierte en el perfecto lugar en el perderse del mundo, acercarse a las flores y sentir la tranquilidad que evoca este paraíso urbano.

¿Te gustaría visitar el Vondelpark en Ámsterdam?